lunes, 3 de marzo de 2014


DIEGO Y SERNA ASISTEN A LA INAUGURACIÓN DE UN AULA SIN CÁMARAS EN EL IES LAS LLAMAS

El pasado viernes 28 de febrero Ignacio Diego y Miguel Ángel Serna acudieron a la apertura de una nueva y novedosa instalación denominada “Aula sin cámaras” en el Instituto Las Llamas. Dicha clase servirá para satisfacer las necesidades afectivas entre dos alumnos de 3ºB.

Tras muchas semanas insistiendo a la Consejería de Educación de Cantabria, por fin, los alumnos de 3º de ESO B han conseguido la creación de este espacio destinado a Alan Álvarez y Pelayo Martínez, pero que puede emplear cualquier alumno que esté en la misma situación que estos.

La apertura de esta sala se ha visto obligada debido a que durante todo el periodo del curso 2013-2014 hasta la fecha, en la clase de lengua castellana los alumnos advertían una profunda relación de amistad, afecto y cariño entre los compañeros Pelayo y Alan. Estos, en vez de escuchar atentamente las indicaciones del profesor, invertían el tiempo en dedicarse miradas, gestos y palabras de un extremo a otro de la clase. Hasta que un día, el docente Enrique Castillo, acabó con la incomodidad que sentía el resto del grupo, (que se limitaba, día tras día, a callar para no perturbar la relación entre Pelayo y Alan) proponiendo la creación de un aula sin cámaras para que los susodichos pudieran mantener esas interacciones de una forma más privada y dejar al resto de los compañeros disfrutar de unas clases de lengua y literatura relajadas y sin tensiones.

Durante la ceremonia de inauguración (a la que han asistido todos los estudiantes de tercero, el profesor de lengua, y el ministro de Educación y el presidente de Cantabria), Enrique declaraba: “La construcción de este aula es por el bien de todos, tanto de ellos como del resto de la clase”. “Ya no se podía aguantar, era muy incómodo, así estaremos mejor” afirmaba también Cristina Álvarez, compañera de mesa de Alan. E incluso Miguel Ángel Serna nos comunicaba “La propuesta nos pareció tan buena que desde la Consejería no dudamos ni un instante en hacer recortes en otras partidas presupuestarias para poder llevar a cabo esta magnífica idea”.

El centro espera que se cumplan las expectativas de mejora y bienestar por las que se ha creado la sala y que otros colegios o institutos utilicen esta iniciativa en caso de que en sus aulas también se den situaciones similares a esta.